Dermabalance

Rellenos

¿Qué son Rellenos?
Los rellenos dérmicos son tratamientos inyectables con soluciones biocompatibles que pueden inyectarse en cualquier zona de la piel. Con este tipo de procedimiento se rellenan las arrugas y cualquier pliegue de la piel fruto del proceso de envejecimiento.
Con el paso del tiempo la piel pierde elasticidad y volumen especialmente en la zona de las mejillas y la frente. El resultado es una piel descolgada con arrugas, pliegues y en general una apariencia algo demacrada. Gracias a los rellenos se puede restaurar la apariencia juvenil del rostro.
¿Hay cirugía involucrada?

Los rellenos no requieren cirugía, es un procedimiento administrado mediante inyectable sin los riesgos de una intervención ni la anestesia. Tras un tratamiento de rellenos dérmicos puedes volver a tu rutina normal sin problema. Aunque pueda salir algún moratón no habrá ningún impedimento para que tengas una vida normal inmediatamente.

¿Cuáles son los resultados?

Resultados visible al instante. Aunque habrá que esperar unas semanas para ver el resultado completo y definitivo, la verdad es que se nota la mejoría enseguida. Resultados duraderos aunque no permanentes. Aunque parezca una desventaja la verdad es que con lo fácil que es este tipo de tratamiento puedes volver a retomarlo en otro momento. Los rellenos suelen durar hasta 1 año y al no requerir ningún tipo de recuperación podrás hacerlo de nuevo cuando lo necesites.